• EL ENFOQUE

Técnicas milenarias de artesanos colombianos son declaradas Patrimonio de la Humanidad

El pasado 15 de diciembre durante el 15° Comité Intergubernamental de Patrimonio Cultural Inmaterial de la Unesco se reconocieron los conocimientos y técnicas asociados al Barniz de Pasto Mopa-Mopa de Putumayo y Nariño como parte de la Lista de Patrimonio Cultural Inmaterial de la humanidad que además requieren Medidas Urgentes de Salvaguarda.

El Barniz de Pasto de Mopa-Mopa es la técnica de enchape artesanal practicada desde tiempos precolombinos por comunidades indígenas del sur del país. La resina que se utiliza para esta actividad se obtiene de Mopa Mopa, un árbol silvestre que solo se encuentra en la selva del Putumayo, en el pie de monte Amazónico. La técnica consiste en la decoración de objetos de madera con delgadas láminas coloreadas y recortadas, que se obtienen al procesar la resina vegetal que producen los cogollos del Mopa-Mopa.


“Se utiliza como materia prima la resina del árbol de Mopa Mopa, esa técnica la aprendí de mi padre, de mis abuelos, viene de tradición familiar. Una tradición que viene desde antes de la llegada de los españoles. El Mopa Mopa es una materia prima única en el mundo; su técnica hoy en día viene a ser patrimonio de nuestro departamento, y patrimonio inmaterial de la humanidad. Aseguró Germán Obando; Maestro artesano de la técnica de Barniz de Pasto.


Germán Obando es el maestro quien lideró los 6 talleres de artesanos que participaron en el proyecto de Aguas de Vida; una alianza entre Johnnie Walker Blue Label, Artesanías de Colombia y ProColombia para visibilizar la artesanía colombiana presentando 600 botellas de Johnnie Walker Blue Label inspiradas en la Laguna de Guatavita enchapadas manualmente en Mopa Mopa.