• Juan K LiBre

Croissant, ¿Dulce o de sal? Lo que sabemos es que se tomó el mundo entero

* El 30 de enero se conmemoró el día internacional del Croissant, un producto que desde hace más de 400 años se ha consolidado como uno de los favoritos de la panadería mundial.

* A diferencia de lo que muchos piensan, fue creado en Austria y no en Francia, como símbolo de victoria contra el imperio Otomano.

* Hilton Bogotá Corferias se une a esta celebración con una variedad de sabores dulces y de sal y le pone un toque muy especial desde la panadería del hotel, que promociona productos 100% artesanales.

Croissant, ¿Dulce o de sal?

Dulce o salado, con textura crujiente y a la vez esponjosa, un buen croissant es ese alimento que puede complementar el desayuno, las medias nueves o las onces, con exquisitos sabores y aromas. Su creación fue hace más de 400 años, y lejos de lo que todos piensan, fue creado en Austria, como una estrategia militar en contra de la invasión turca a Viena. Al trabajar de noche, los panaderos descubrieron la construcción nocturna de un túnel por parte de los militares turcos y alertaron a la ciudadanía logrando prevenir el ataque. Para celebrarlo, el rey de Polonia encargó a los panaderos la elaboración de un pan en forma de media luna, el emblema de la bandera de Turquía, para así, tener un recuerdo de esta victoria.


Su preparación y forma fue variando, y en 1905 se publicó por primera vez la receta que conocemos hoy en día, en masa de hojaldre. Además, este producto que se ha tomado el mundo, y que en cada país tiene su propia versión, por ejemplo en España lo hacen con manteca de cerdo y en forma de ‘U’, mientras en Argentina, lo hacen en su forma original y con almibares que le dan brillo y sabor.


En Colombia, este panecillo también se ha tomado los estantes de panaderías y cafeterías del país. El chef Javier Cárcamo del hotel Hilton Bogotá Corferias explica que la magia de este producto es la variedad que brinda. “Los sabores y aromas que brinda el croissant es algo por resaltar, es un producto que nos permite experimentar, crear nuevas sensaciones y experiencias. En Bon Market and Bar, tenemos opciones dulces como el de avellanas, pistacho, o de sal como los tradicionales, integrales, lo que demuestra, que es una opción para cualquier hora y todo tipo de momento”.


El amor por la preparación, la clave del éxito

La panadería del hotel cree en los procesos por eso sigue estrictas medidas en paso a paso y los tiempos de cocción de las masas y recetas, el amor al arte panadero se puede sentir en el resultado de los productos. Esta pasión es la que inspira a los panaderos y pasteleros a creaciones distintas para deleitan los paladares de locales y extranjeros. Para Elizabeth Farias, panadera del hotel Hilton Bogotá Corferias, la panadería es su vida entera. Desde hace 10 años dedica su diario vivir a los croissants y panes, por lo cual, día a día experimenta nuevas recetas para estar a la vanguardia. “Nuestra pasión se hace evidente en cada uno de los productos que hacemos. Yo puedo tomar hasta dos semanas en crear un nuevo sabor o textura, combinando alimentos que brindan una experiencia sensorial. Nuestro concepto 100% artesanal, consciente y saludable, nos hace un lugar único, las masas madres, los ingredientes orgánicos y variados, nos permiten llegar a productos únicos como panes de ahuyama, de centeno y cerveza, croissant de pistachos, entre otros”, puntualizó Farias.


Sin importar si el croissant es dulce o de sal, se ha convertido en un compañero ideal también para la gastronomía colombiana, con su propia versión de esta preparación que exige variados tiempos en su elaboración además de múltiples dobleces en su masa, sin duda una muestra de amor de los panaderos para los consumidores y amantes del pan.