• Juan K LiBre

Artesanías emblemáticas del pueblo indígena de Putumayo Kamëntsá, se exhibirán en Bogotá

* Por dos meses la Biblioteca Pública Virgilio Barco tendrá las puertas abiertas para que el público capitalino pueda adentrarse y conocer a la cultura Kamëntsá, a través de sus máscaras y fajas tradicionales como un lenguaje vivo de sus historias y memoria.


El próximo 29 de julio se inaugura la exposición HISTORIAS TALLADAS Y MEMORIAS HILADAS DEL SER KAMËNTSÁ, en la Biblioteca Pública Virgilio Barco de la Red Distrital de Bibliotecas Públicas de Bogotá, que estará abierta al público hasta el 28 de septiembre. Entrada libre.


La exhibición contará con 34 piezas artesanales entre máscaras y fajas tradicionales de la etnia Kamëntsá, una de las 86 que tiene el país en todo su territorio. Las piezas seleccionadas son de los grupos Arte Shembaseng, Curarte, Arte Mutumbajoy, Doris Jajoy y la Asociación Putumayo Arte y Diseño, que han involucrado a sus artesanos en el proceso creativo.


Esta iniciativa entre el programa Etnias de Artesanías de Colombia, la Red de Bibliotecas Públicas de Bogotá, BibloRed, junto con los seis grupos artesanales del Valle de Sibundoy, Putumayo, es un espacio para acercar al público frente a cómo la cultura Kamëntsá entiende la vida y la plasma sobre el lienzo de sus artesanías, en las que están escritos sus rituales, historias cotidianas y de resistencia, conocimientos de medicina tradicional, acontecimientos que han tenido que vivir como la colonización y la recuperación de la tradición oral. Todo este lenguaje ha sido escrito por medio de iconografías, gestos, colores, texturas y detalles que dotan de voz a sus artesanías como un lenguaje vivo.


Según el artesano, Eisen Ramos Jacanamejoy, uno de los integrantes de la exposición, “la artesanía Kamëntsá plasma la historia y esa memoria que nos han dejado nuestros ancestros, nuestros abuelos. En eso se lee el tiempo, se lee el espacio, se lee el universo, se lee y se contempla el territorio porque son vivencias que están plasmadas: vivencias de la comunidad, vivencias de uno como ser Kamëntsá y vivencias de la familia; entonces, más que una artesanía, es una forma de entender el mundo y la misma vida”.


La artesanía Kamëntsá ha sido un diario que mantiene vivas trayectorias y legados culturales. Este es un pueblo indígena resiliente, que ha enfrentado diversas formas de exterminio cultural. En ese contexto, las artesanías son un idioma propio en el que, a través de símbolos, formas de representación y códigos, han escrito mensajes, burlas, resistencias, enseñanzas, sincretismos culturales, lo que les ha permitido resistir y adaptarse para mantener El Ser Kamëntsá. Es así que sus máscaras y fajas hablan de conexiones espirituales, procesos de colonización, dualidades en la manera de percibir el mundo, prácticas rituales, estructuras sociales y transmisión de pensamiento propio.


El pueblo Kamënts̈á

En el departamento del Putumayo, Valle de Sibundoy, se ubica un pueblo con más de 7.000 indígenas, los cuales comparten territorio con el pueblo Inga.


El pueblo Kamënts̈á(Kamënt¨sá como se escribe en su lengua) es un pueblo único en el mundo. Su origen es un completo misterio para los historiadores, sin embargo, por la sabia forma de vida de sus antepasados, y gracias a la tradición oral, han heredado muchos usos y costumbres, que aún en el siglo XXI se mantienen vivos y les permite presentarse como un pueblo lleno de valores.


Hablan su propia lengua, y aunque se ha intentado clasificar como derivados de los Chibcha, es un completo misterio de dónde proviene su lenguaje. Se autodenominan Kamentsa (Ka: mismo; mentsa: así).


Según su cultura, existe una profunda relación entre el hombreKamënts̈áy la naturaleza, la cual les ha permitido la práctica de los principios naturales sobre los cuales se basa su convivencia como pueblo. Este vínculo es la fuente fundamental de su creatividad.