• EL ENFOQUE

5 ideas para contribuir al planeta, desde la economía circular

Con el objetivo de implementar acciones que contribuyan a la regeneración de los ecosistemas; reusar, reutilizar y reciclar productos y servicios, se han convertido en factores claves para la preservación y cuidado del planeta.


“Nuestra forma de producir y consumir productos y servicios, se basan en una lógica lineal. Es decir, se extraen recursos de la naturaleza, se producen, se utilizan y lo que sobra se convierte en desecho. Sin embargo, existe una inmensa acumulación de residuos que se esparcen por el medio ambiente”, indicó Marisol del Toro, embajadora de Movimiento Circular.io.

5 ideas para contribuir al planeta, desde la economía circular

Un estudio del Banco Mundial, afirma que si no se adoptan medidas urgentes en relación a la forma en cómo se gestionan los desechos, para el 2050, estos a nivel mundial crecerán un 70 % con respecto a los niveles actuales. Por lo que el informe prevé que en el curso de los próximos 30 años, la generación de desechos a nivel mundial, impulsada por la rápida urbanización y el crecimiento de las poblaciones, aumentará de 2.010 millones de toneladas registradas en 2016 a 3.400 millones.


Pese a este panorama, la forma en la que consumimos se ha replanteado para darle un nuevo aire al ecosistema, en donde se busca generar una segunda oportunidad de vida a todo lo que se encuentra a nuestro alrededor. Por lo tanto, la economía circular plantea que los productos y servicios sean diseñados y creados bajo la lógica de nunca convertirse en desechos, sino que se conciban desde el panorama de poder modificarlos cuando estos cumplan su primer objetivo de uso.


Es así, como han surgido nuevas acciones que impulsan esta economía circular, aportando a la construcción de una vida más sostenible y eco amigable con el medio ambiente, contribuyendo a la concientización de crear e implementar hábitos de consumo responsables. Al respecto, Movimiento Circular.io la plataforma virtual que entrega herramientas y actividades para que jóvenes de la región aprendan a llevar una vida más sostenible, presenta 5 ideas de fácil implementación para contribuir al planeta.


Clasificar los residuos. Reciclar es el principio base de la economía circular. Sin embargo, lo que puede hacer desde el hogar, oficina o demás espacios, es clasificar los objetos considerados residuos, para ser reciclados y procesados en plantas especiales; lo que luego permitirá que se transformen en materiales que pueden ser utilizados y comercializados como nuevos productos o materia prima.


Por lo tanto, se recomienda separar y/ o clasificar todos los materiales que se utilizan según su composición, en orgánicos (que se descomponen fácilmente) e inorgánicos (plásticos, vidrios, papel, cartón, aluminio, metales) y así, contribuir en crear nuevos elementos a partir de otros, que se consideraban sin uso.


Medir el consumo de agua y energía. El ahorro de agua y energía es indispensable en la economía circular. Desde el hogar, esta acción está pensada para contribuir no simplemente en disminuir el valor de la factura de servicios, sino también, en disminuir el uso de la energía requerida para procesarlos, conservando así los recursos de combustible.


Reutilizar envases. Diariamente consumimos bebidas o alimentos envasados y por lo general cuando terminamos el producto, el recipiente es arrojado a la basura. Sin embargo, la economía circular propone darle una segunda oportunidad de uso para reutilizarlos con otros alimentos e incluso como recipientes para diferentes actividades, como manualidades.


Lo anterior, es debido a que los recipientes de plástico y vidrio, que son los más comunes, ofrecen mejor rendimiento en relación a la resistencia al calor, resistencia a los productos químicos, al impacto, la no propagación de la llama y la fuerza mecánica.


Por lo tanto, si se les da un uso adecuado y responsable, para no convertir estos envases en desechos, sino en productos funcionales, estamos aportando a la construcción de un planeta más sostenible, ya que tanto el vidrio como el plástico, son elementos que pueden ser reciclados, varias veces.


Darle una segunda oportunidad de vida a tu ropa y calzado. Según un reporte de la Fundación Ellen MacArthur, organización benéfica en el Reino Unido que promueve la economía circular, del 2000 al 2015, la producción de ropa se duplicó. En el año 2000, alrededor de 50 mil millones de prendas fueron fabricadas, y para el 2015 se produjeron alrededor de 100 mil millones. Cifra que representa el 10% de las emisiones de CO2 a nivel mundial.


De acuerdo a las cifras anteriores, la moda sostenible en los últimos años ha tomado fuerza demostrando que la ropa que utilizamos no debe ser desechada luego de haberle dado poco uso. Por lo que promueve, que esta deba tener una segunda oportunidad al ser reusada por otras personas, o modificada para crear una nueva prenda. Esto aplica para ropa y calzado.


Compartir medios de transporte En la economía circular, compartir es una de las acciones más importantes. Por lo tanto, esta promueve que las personas que tengan automóviles, puedan compartir su ruta con personas que se dirijan al mismo lugar de destino. Evitando así, congestión en la ciudad y las emisiones contaminantes. De igual forma, el transporte público sigue siendo una buena opción de movilización, al igual que las bicicletas y/o patinetas. Sin embargo, se busca que haya una transición en la industria en donde se incorporen poco a poco los automóviles eléctricos o híbridos.



“La educación es el primer paso para construir un mundo diferente. Por esto, desde la plataforma ofrecemos contenido interactivo y materiales cualificados para las aulas de clase, comunidades y empresas que les permitirá encontrar acciones para implementar nuevas formas de comer, vestir, comprar, movilizarse y vivir en las ciudades. Nuestro objetivo es aportar positivamente desde el conocimiento, a la construcción de un mundo sostenible y eco-amigable”, concluyó del Toro.


En la plataforma educativa gratuita del Movimiento Circular, la cual se puede consultar en www.movimientocircular.io, estudiantes de colegio, instituciones técnicas o tecnológicas, universitarios, profesores y emprendedores, podrán encontrar estas y otras herramientas para adquirir y afianzar sus conocimientos frente a las acciones que plantea este tipo de economía y de esta forma, construir un mundo sin basura.